Smart Working: el modo de trabajo que llegó para quedarse

Descubre la modalidad laboral que llegó con la pandemia para quedarse y valora si quieres hacer un cambio en tu vida para aprovecharte de sus ventajas

En esta era digital, donde los dispositivos electrónicos y las conexiones nos permiten mantener un estilo de vida novedoso y muy ágil, no es de extrañar que nuevas formas de trabajo sean implementadas en el mundo entero, más aún cuando los acontecimientos de los últimos años nos obligan a mantener un distanciamiento social.

Así surge el teletrabajo, una modalidad donde trabajar desde casa se vuelve una solución, evolucionando hasta lograr el cumplimiento de una meta profesional desde cualquier parte y no solo desde el hogar; de esta manera, puedes estar en el transporte público, en la facultad o ¡en la playa!, y aun así cubrir los requerimientos de tu negocio o de la empresa para la cual trabajas. Esto es lo que se conoce como Smart Working, y si quieres saber más sobre ello ¡sigue leyendo!

Características del Smart Working

Como toda modalidad de trabajo, el Smart Working, o trabajo inteligente, posee ciertas características que le otorgan valor y lo hacen destacar como novedad frente a otras modalidades.

  • En primer lugar, se caracteriza por ser una modalidad flexible con los horarios y con el lugar, no se basa en el tiempo sino en la calidad y eficiencia del trabajo; si bien se imponen límites a la entrega de tareas, en esta modalidad no interesa el tiempo empleado para su ejecución, sino el cumplimiento de las mismas.
  • Requiere, necesariamente, que el empleado o trabajador cuente con un dispositivo digital con conexión a internet, que le permita acceder a la información pertinente para cumplir las metas propuestas en cualquier parte donde se encuentre.
  • Finalmente, se presenta como una opción viable de trabajo remoto o a distancia, lo que permite contratar a personal altamente calificado que, aun estando lejos, puede solventar grandes inconvenientes en la empresa o institución y hacerla funcionar mejor.

Ventajas del Smart Working

Las ventajas del Smart Working son muchísimas, tanto para el empleado como para el empleador, quienes deben coordinar ideas, actividades y fines, disponiendo de instrumentos propios de la tecnología; entre ellas te puedo mencionar las siguientes, las cuales guardan estrecha relación con las características propias de la modalidad:

  • No hay necesidad de trasladarse, desde cualquier lugar donde se encuentre el trabajador puede cumplir una meta.
  • No existe necesidad de poseer un local u oficina, lo que disminuye costos.
  • Aumenta la plantilla de prospectos profesionales a disposición de la empresa.
  • La perspectiva de crecimiento se incrementa, teniendo múltiples influencias culturales.
  • El aspecto motivacional de los empleados se ve directamente afectado de forma positiva, al no sentir presión en cuanto a estigmas sociales de apariencia, costumbres sociales, relaciones interpersonales, etc.

Inconvenientes del Smart Working

Como en todo proceso, el Smart Working se ha visto enfrentado a una serie de inconvenientes que aun deben ser trabajados en pro del crecimiento y de la evolución de esta novedosa modalidad de trabajo.

Entre ellas, la principal problemática radica en el necesario cambio de paradigma, que obligue a trabajadores y empleadores a tomar iniciativa, emprender nuevas metas y a cumplir un trabajo enfocado en la calidad del mismo y no en la cantidad de horas dispuestas para su elaboración.

Asimismo, el trabajo inteligente requiere de un nivel de confianza entre patrono y empleado que resulta difícil de alcanzar, donde se requiere de la interconexión de ideas y de la retroalimentación de información, incluyendo aquella relevante para la institución.

Por otra parte, la libertad de la que permite gozar esta modalidad es tal que ocasionalmente puede llegar a caer en la falta de compromiso de los trabajadores.

Finalmente, la ausencia de contenido normativo sobre este tema limita a los empleadores a implementarlo.

Salir de la versión móvil